TODOS DEBEMOS TENER NUESTRO RINCÓN DE PENSAMIENTO

TODOS DEBEMOS TENER NUESTRO RINCÓN DE PENSAMIENTO

sábado, 16 de julio de 2016

"Éste vale, ese no”






En fútbol moderno las exigencias en los equipos de cantera son cada vez mayores, ya que se necesitan jugadores que logren competir al más alto nivel. Este aspecto no lo podemos lograr de pura coincidencia sino a través de una estructura sólida dentro de un plan de desarrollo en el cual estarán involucrados unos programas y proyectos que potenciarán la calidad de los mismos, hacia una mayor proyección.
En mis años como técnico de cantera siempre, esas exigencias, me hacia tener una de mis mayores incertidumbres, la  de seleccionar y excluir a los jóvenes jugadores.
Siempre me he considerado un guía para el jugador, donde mi principal objetivo ha sido, considerando su potencial innato, la de transmitir mis actitudes y aptitudes para conseguir que el jugador llegara al máximo nivel en el aspecto sociodepotivo, pero ¿Hasta dónde tenía yo conocimientos de esas capacidades innatas para saber hasta dónde podrían llegar con su potencial? ¿Qué margen y tiempo de mejora tenían esos jóvenes jugadores?
Creo que ningún entrenador sabemos con exactitud hasta qué grado de evolución puede tener el joven jugador.
Todo esto me ha llevado a la conclusión que todos los equipos de cantera deberían de tener un plan de desarrollo personalizado de cada jugador, donde a través de una metodología individual, global y estructurada, el jugador vaya aumentando esas condiciones innatas y así  los entrenadores/ educadores nos equivoquemos lo menos posible a la hora de seleccionar o excluir.

Os dejo con algunas pautas a seguir dentro de un plan de desarrollo individual que está plasmada en mi nuevo proyecto deportivo de (TECNIFICACIÓN INDIVIDUAL PERSONALIZADA):

Creación de un libro de estilo donde estén plasmadas todas las condiciones tácticas básicas del club.

Creación de un libro de estilo donde se plasme el perfil del jugador que queremos en cada una de las demarcaciones, atendiendo al estilo de juego, filosofía o idiosincrasia del club.

Seguimiento y análisis de partidos para valorar, teniendo en cuenta el estilo de juego del equipo, las acciones más habituales que se desarrollan en cada demarcación.

Elaboración de un dossier donde especifiquemos todas y cada una de las acciones que queremos trabajar en cada demarcación, así como las condiciones tácticas en las que se van a plantear cada una de ellas.

Reuniones de explicación y visualización previa con los jugadores para hacerles participes del trabajo y conozcan cuales son los objetivos así por qué de los mismos.

Elaboración de una batería de ejercicios para trabajar cada una de las acciones planteadas susceptibles de mejora.

Análisis continúo de los partidos posteriores a los entrenamientos para evaluar el grado de asimilación de los mismos, así como para introducir correcciones o nuevos elementos a entrenamientos posteriores en virtud del citado grado de asimilación.

Revisión de los ejercicios trabajados e introducción de elementos valido para correctores en los mismos que faciliten la asimilación.
Creo, que a grandes rasgos ésta podría ser un sistema de trabajo valido para un correcto desarrollo de éste tipo de entrenamientos.


Javi Blanco 
Leer más...

martes, 10 de mayo de 2016

LOS CONFLICTOS EN LA DINÁMICA INTERNA DE UN EQUIPO


El conflicto es una realidad inherente a la condición humana; aglutinar a todos los componentes de un equipo en torno a unos objetivos y hacer posible un trabajo colectivo no está exento de dificultades.
El conflicto está presente en la dinámica interna de un equipo de fútbol. Entender su existencia, convivir con aquellas situaciones problemáticas que no se puedan modificar y actuar con eficacia cuando sí que se puedan resolver son expectativas mucho más realistas.
Ante el conflicto surge el temor, tendemos a pensar que nada volverá a ser lo que era, si embargo, no tiene por qué ser así; los individuos y los grupos pueden crecer a partir de los conflictos. Individual y colectivamente los conflictos ofrecen nuevas oportunidades.
Podemos definir conflicto o problema como: “una situación problemática o de conflicto es aquélla para la que no se dispone inmediatamente de una respuesta alternativa y efectiva para enfrentarse a ella” (D´Zurilla y Goldfried, 1971).
Situación problemática o de conflicto
El conflicto supone una situación de crisis, de ruptura, en la que es preciso tomar una decisión para reconducirla. El conflicto supone una situación que no puede seguir como viene produciéndose, las soluciones habituales ya no sirven y es necesario desarrollar nuevas estrategias. Mirar con nuevos ojos y hacer cosas diferentes para obtener resultados diferentes.
Además del coste personal que conlleva el conflicto, también ofrece nuevas oportunidades
Aspectos positivos y negativos del conflicto
 Aspectos Positivos:
Estimula la autoevaluación.
Puede potenciar la motivación.
Estimula la creatividad al buscar nuevas estrategias y formas de acción.
Puede aumentar la cohesión interna.
Puede provocar cambios funcionales de liderazgo.
Mueve el aprendizaje y la superación individual y colectiva.
Aspectos negativos:
Suele conllevar un costo personal, en forma de estrés, desequilibrio.
Puede distorsionar, desplazar y cambiar los objetivos.
Si bloquea las expectativas y la motivación, produce frustración y hostilidad.
Puede provocar reacciones impulsivas que dan lugar a toma de decisiones erróneas.
Puede producir disminución del rendimiento por dispersión de la atención y de la energía o motivación.
Estrategias para reducir el coste personal asociado al conflicto

Cuando afrontamos un conflicto en el entorno deportivo, el coste personal que lleva aparejado dependerá de tres elementos:
1) La situación problemática en sí misma, desde un punto de vista objetivo.
2) La percepción subjetiva que le añadimos a la situación.
3) El tiempo que la preocupación nos acompaña.
La efectividad a la hora afrontar la solución de un conflicto aumentará a medida que la situación se percibe de forma objetiva, apartando los elementos subjetivos y enfocándonos en la búsqueda de soluciones, identificando los posibles aspectos a mejorar que estén dentro de nuestro campo de acción.

Diferentes estilos de afrontamiento de los conflictos
Entendemos por afrontamiento el comportamiento (pensamientos, emociones y conductas) que un individuo genera para resolver las situaciones problemáticas, en un intento personal de adaptarse al entorno.
Las posibles conductas que podemos tener ante el afrontamiento son las siguientes:
- No afrontamiento o huida.
- Afrontamiento centrado en la realización de juicios y la emisión de opiniones.
- Afrontamiento centrado en las emociones provocadas por los hechos.
- Afrontamiento centrado en la resolución del problema, en modificar los hechos que dan lugar a la situación problemática. Esta es la conducta de afrontamiento más eficaz.


Leer más...

miércoles, 30 de marzo de 2016

“LA EXPERIENCIA NO ES SOLO SUFICIENTE PARA LOS BANQUILLOS”

Mi opinión y reflexión de hoy…..

“LA EXPERIENCIA NO ES SOLO SUFICIENTE PARA LOS BANQUILLOS”

Quiero dar mi opinión sobre que lo sufren muchos entrenadores cuando ven cerradas sus puertas en determinados equipos para prestar sus servicios,respuestas llenas de hipocresía y de desconocimiento. La mayoría de los dirigente utilizan la palabra experiencia para determinar la elección entre un entrenador u otro “me interesa más fulanito que menganito por que tiene más experiencia”, muchas veces pura falacia,, lo que le interesa más es que entrene el amigo de,,,,, o el entrenador que lleva su amigo tal,,,, que pena que esto no se aplica en todos los ámbitos de nuestra sociedad española, estaría seguro, que la mayoría de los políticos inútiles de este país no comerían de nuestros bolsillos. Que pena qué a ANA BOTELLA no se la pidieran el día que entro de Alcaldesa de Madrid, seguramente estaría en la cola del paro.
Quiero exponer lo que dice la real academia de la lengua española de la palabra experiencia.
EXPERIENCIA; Hecho de haber sentido, conocido o presenciado alguien algo.
Pregunto, ¿esto garantiza algo?, solo con experiencia, ¿podemos decir que una persona esta cualificada? Si esto fuera cierto, ¿por qué grandes entrenadores fracasan y no consiguen los objetivos marcados por el club después de tantos años en los banquillos, sea la categoría que sea?, ¿cuando podrán adquirir experiencias esos entrenadores que dicen ellos que no pueden contratarlos porque no la tienen?, por esa regla de tres, nunca.
Pues bien, en defensa de esto que utilizan muchísimos dirigentes, decirles que se les olvida una palabra muy importante que muchos entrenadores tienen sin tener que haber tenido tantas experiencias como anuncian, “CAPACIDAD”: según la real academia de la lengua; aptitud, talento, cualidad que dispone a alguien para el buen ejercicio de algo.
Así que dejen de utilizar la palabra “EXPERIENCIA” para excluir a entrenadores y pongan más argumentos a la hora de no contratar un entrenador, pero claro, se les vería el plumero a más de uno sobre lo que sabéis de este deporte...

JAVI BLANCO
Leer más...

Cómo se manifiesta la velocidad en el Fútbol


El entrenador debe esforzarse en definir, de la forma más precisa posible, las acciones de juego que ponen de manifiesto esa cualidad. Así:

* Velocidad de puesta en acción o velocidad de salida.

 La necesita el jugador para iniciar la carrera desde parado, con o sin balón.
En un desplazamiento de 3-5 metros en el mínimo tiempo.
En ese desplazamiento puede realizar distintas acciones técnicas, desmarcarse para recibir un pase, anticiparse para interceptar un pase,...

* Velocidad de intervención.

 La necesita en todas las acciones de 1x1 cuando se disputa un balón del que nadie dispone.
 Necesita moverse muy rápido en 2-3 metros, frenar, girar, apoyar muy rápido y desequilibrado, en fin, todo lo necesario para hacerse con la posesión del balón.
* Velocidad de cambio de ritmo.
 Se manifiesta cuando el jugador se está desplazando a cierta velocidad y, en un momento determinado, modifica bruscamente su velocidad, llegando al máximo y manteniéndola el tiempo que se estime necesario.
 Durante esa realización global puede aparecer el balón en cualquiera de las dos fases de velocidad, y el total de metros recorridos puede estar entre 20.30 metros.

* Velocidad de ejecución.

La pone a prueba cuando el jugador ejecuta una determinada acción, o encadena varias acciones técnicas a la más alta velocidad, en desplazamientos espaciales muy cortos e inapreciables (control, giro, chute,...) en 2 metros.

* Velocidad intermitente.

 Es la necesaria para realizar sucesivas acciones de máxima velocidad con paradas intermedias o grandes descensos de velocidad de desplazamiento.
 Debe considerarse como una sola acción, encadenamiento de varias acciones técnicas sucesivas, separadas por paradas muy cortas, que hacen recorrer distancias entre 6 y 15 metros, subdivididas en fase de desplazamiento en una o varias direcciones, de 3-5 metros, y a velocidades máximas o submáximas.
Todas estas formas de manifestaciones de la velocidad en el Fútbol, van acompañadas necesariamente de componentes técnicos y tácticos, con la gran variabilidad que permite esta especialidad.

O sea, que en Fútbol no hay velocidad de desplazamiento, velocidad gestual o velocidad resistencia, sino que hay las velocidades de esas categorías así definidas y que han de ser descritas para poder planificar su entrenamiento.
Evidentemente, para tener una buena velocidad de cambio de ritmo, es necesario integrar aspectos de fuerza elástica, reequilibrio dinámico, diferenciación segmentaria, anticipación o predicción de acontecimientos, relajación diferencial y algún otro factor, pero el mejorar todos o cada uno de ellos por separado, no mejorará esta velocidad.
Sólo realizando entrenamientos planificados de velocidad de cambio de ritmo, en los términos como se manifiesta en el Fútbol, obtendremos la configuración personal de rendimiento de esa cualidad. Es una tarea del entrenador el describir todos los elementos específicos que se desprenden del juego real y que, una vez identificados, se lograrán los objetivos específicos del entrenamiento.
Hay también una valoración subjetiva de cada una de estas formas de manifestación de la velocidad, que vendrá claramente inducida por el puesto específico que ocupe el jugador en tal o cual sistema táctico, y por los valores de su talento persona.

JAVI BLANCO

Bibliografía:
Apuntes Nivel III
Seminario  Francisco Seirul-lo

Leer más...

PRIORIDAD, “HACER EQUIPO”.



La prioridad que nos encontramos cualquier entrenador al llegar  a cualquier club es hacer equipo. Un equipo se consigue poniendo y dando a cada uno su justo lugar, trabajando por la generación de un ambiente altamente motivador, escuchando, demostrando orgullo de equipo para crear confianza, inyectando un estado de ánimo optimista y encontrando el equilibrio en las situaciones difíciles que se plantean.
Esto es lo que nos planteamos como objetivo los entrenadores. El entrenador tiene que ser un hilo conductor que sepa aglutinar esfuerzos y plasmar las ideas en acciones concretas. En el caso contrario, estaríamos ante un grupo que no saben hacia dónde dirigirse y que corre el riesgo de tomar varias decisiones contradictorias al mismo tiempo. En muchas ocasiones no es el cargo de entrenador el que otorga el liderazgo, sino la actitud y la disposición. El liderazgo de un entrenador es una cuestión de servicio, no de poder. Los entrenadores tenemos que ser abiertos, escuchar, integrar opiniones, ayudar y colaborar. Lo contrario es ser un autoritario que emplea técnicas basadas en el miedo para imponer su voluntad. La cooperación y la colaboración en el trabajo en equipo es la creencia plena de que nadie puede llegar a la meta si no llegan todos los integrantes de la plantilla.

"Los logros de un equipo de fútbol son el resultado de los logros combinados de sus componentes".


Leer más...

miércoles, 9 de septiembre de 2015

EL FUERA DE JUEGO COMO MOVIMIENTO TÁCTICO DEFENSIVO.



La utilización de la táctica del fuera de juego se usa hoy como un instrumento táctico defensivo muy válido, sobre todo cuando: 
* Nuestro equipo es técnicamente inferior a nuestro rival, y resulta necesario tener a los delanteros contrarios alejados de nuestra área.
* Nuestra defensa, en fase de contraataque del rival, se encuentra en inferioridad numérica. 
* En general, para no dar profundidad a los adversarios y tener el equipo junto.
 ¿Cómo entrenar la táctica del fuera de juego? La primera cosa que hay que entrenar es la capacidad de los defensas de leer la situación de balón presionado y balón no presionado, Esto se realiza con trabajos generales de conceptos básicos (desde el trabajo individual hasta el trabajo grupal y colectivo). Tenemos que partir de la base que lo más importante a la hora de realizar este movimiento táctico defensivo es el balón y de ahí empezar a tomar decisiones espaciales con respecto a los contrarios y compañeros. Tomando la referencia del balón diremos:
Que el balón no está presionado (o libre), cuando el poseedor esta libre para avanzar, o para realizar algún tipo de pase hacia sus compañeros. Es la situación con más peligro. En este caso, la defensa y los centrocampistas defensivos deben retroceder para tapar el campo de visión al poseedor del balón y así dificultar el pase para no dar profundidad a los adversarios y no nos puedan ganar las espaldas. Se recula entonces, pero solo hasta el límite del área ¿por qué? En el área cada pequeño error puede costar caro, entonces no debemos dejar entrar a nadie, dentro de lo posible. Tenemos que tener muy claro que el portero es el último jugador de cobertura.
El balón está presionado (o cerrado), cuando el adversario que controla el balón está con presencia intensiva y no puede ver nuestra portería. Con el adversario sin tiempo y espacio para jugar el balón, el equipo queda junto y la defensa adelantada. Algunos equipos, no usan el fuera de juego solo cuando el balón está presionado, sino también con balón libre, en base a la observación del jugador que tiene el balón, por parte del defensor que tiene que avisar de la salida: si el jugador con balón está a punto de disparar desde lejos, he aquí que la defensa sale con un balón libre. En este caso, obviamente, es necesario que la defensa tenga una gran lectura táctica de la situación, teniendo que ser cierto que: 
* El jugador adversario quiera ciertamente lanzar a puerta; 
* Los jugadores adversarios en posición correcta no estén en condiciones de poder romper la trampa del fuera de juego; es decir, que se encuentren alejados de la línea defensiva o entren desde una segunda linea con desmarques de ruptura.

 
Leer más...

viernes, 19 de junio de 2015

"SOLO NACER CON TALENTO NO ES SUFICIENTE"

Tiene talento, o es un talento, aquella persona que, sobre la base de sus condiciones, su disposición para el rendimiento y las posibilidades de su entorno vital real, consigue resultados de rendimiento superiores al promedio de su edad y susceptibles de desarrollarse (a ser posible, además, acreditados en competición); dichos resultados son producto de un proceso de cambio activo, acompañado ...iva por el entrenamiento y orientado con perseverancia hacia un nivel de rendimiento (deportivo) elevado que se conseguirá posteriormente.
Así pues, por talento deportivo entendemos la totalidad de las condiciones del niño o del joven que le habilitan para conseguir y desarrollar rendimientos deportivos. El nivel y las posibilidades de desarrollo de estas condiciones de rendimiento están determinados por las predisposiciones y por el proceso de la actividad. Así pues, la aptitud se ha de entender como un resultado de la confrontación activa de la personalidad con el entorno.

de una pedagogía, regulado de forma select
Leer más...

lunes, 8 de junio de 2015

ÉXITO = CAPACIDAD + PREPARACIÓN + ESFUERZO + VOLUNTAD

ÉXITO = CAPACIDAD + PREPARACIÓN + ESFUERZO + VOLUNTAD




CAPACIDAD. Todo el mundo posee capacidad, pero no está distribuida igualitariamente ni de manera predecible. Esto es válido tanto para nosotros los entrenadores como para los jugadores. Muchas veces la capacidad es un don de nacimiento, pero eso no garantiza ningún éxito. El desafío no es el tener capacidad, sino desarrollar y utilizar la capacidad que tenemos.

PREPARACIÓN. Podemos utilizar nuestras capacidades mejor si invertimos en prepararnos. El talento virgen sólo puede transformarse en capacidad mayor a través de un proceso de preparación consistente y persistente. En el fútbol, esta preparación se denomina entrenamiento. A través del entrenamiento apropiado, los jugadores se vuelven más veloces, fuertes, capacitados, hábiles, seguros de sí mismos mentalmente fuertes. Pero aunque es importante desarrollar una capacidad mayor, el hacerlo no garantiza la victoria en una competencia.

ESFUERZO. La capacidad desarrollada alcanza su potencial cuando es expresada a través desafío de la competición. Dicha expresión se logra cuando el esfuerzo mental y físico nos permite utilizar cada gramo de nuestra capacidad. Aún así, muchas veces los jugadores llegan a las etapas finales de la carrera agotados, habiendo dado todo lo que ellos creen posible, pero necesitando un poco más. ¡En el mundo del fútbol como en todos los deportes, esto se llama… el momento de la verdad!

VOLUNTAD. El momento de la verdad es real, tanto en el deporte del fútbol  como en la vida. Es el momento en que uno cree que ha dado todo lo que puede, pero se da cuenta que se necesita todavía más para alcanzar la victoria. Muchas competiciones  se ganan o se pierden en este momento decisivo. Algunos son  jugadores capaces de utilizar una fortaleza interior para hacer un esfuerzo aún mayor que el que creyeron posible.
Estos jugadores usan su voluntad y tienen el poder de utilizar su reserva personal una y otra vez de ser necesario. Los jugadores y los equipos alcanzan el éxito cuando se entrenan duro para desarrollar su capacidad, se esfuerzan todo lo posible en la competición y demuestran la voluntad necesaria para exigirse más allá de los límites impuestos por ellos mismos.


Muy a menudo, los entrenadores y jugadores perdemos la oportunidad de experimentar el orgullo y la satisfacción del éxito porque le damos demasiada importancia al ganar. Más a menudo, los entrenadores y jugadores perdemos la oportunidad de ganar porque no logramos primero ser exitosos.
Leer más...